Tienda/Shop: +34 954 57 21 91 – Fax-Taller/Workshop: +34 954 57 72 71

20 consejos para ser la madrina perfecta

By Madison Diseño

Posted in

Si tu hijo se casa, debes prepararte para acompañarle en un momento de gran importancia, por lo que deberás estar perfecta para la ocasión.

Aquí te dejamos 20 consejos que te permitirán desempeñar a la perfección el papel que te corresponde en esta situación tan especial, entrañable e inolvidable:

 

  • Vestido corto o largo: si la boda es de día y el novio no lleva chaqué, lo ideal es optar por un vestido corto de fiesta, pero no demasiado (la falda deberá estar siempre por debajo de la rodilla). Pero si quieres seguir a rajatabla el protocolo, deberás llevar un vestido de madrina largo, tanto si la boda es de día como de noche.

 

  • Tipo de vestido: son muchas las opciones que podemos encontrar. Así, puedes elegir entre vestido largo de dos piezas o de una sola, un modelo corto también de una o dos piezas, así como acompañarlo con chaqueta, con cola, etcétera. Para acertar con el tipo de vestido adecuado, deberás saber qué te sienta mejor, y a partir de ahí elegir el modelo que más te guste.

 

  • El escote: la madrina debe ir elegante y no destacar demasiado, por ello no conviene llevar un escote demasiado grande. Lo ideal es un vestido de escote redondo o un modelo con escote cuadrado. En cualquiera de los casos, es mejor que sea discreto.

 

  • Tipo de manga: según el protocolo, la manga de la madrina debe cubrir los hombros. La opción más adecuada es un vestido de madrina con manga francesa, sobre todo si la boda es de día.

 

  • Los colores: lo más adecuado son los colores claros, y bajo ningún concepto la madrina deberá ir de blanco, color crema o negro.

 

  • Los tejidos: en cuanto al tejido las opciones son más flexibles. Puedes elegir el que mejor te siente, siempre que no resulte muy brillante.

 

  • Chales: dependerá básicamente del tipo de vestido, excepto en el caso de que la boda sea religiosa y el vestido sea de tirantes, en cuyo caso deberás llevarlo para cubrir hombros y brazos.

 

  • Tocado: la madrina puede llevar tocado, independientemente de si la boda es de día o de noche. Lo único que debes tener en cuenta es que no sea demasiado grande ni llamativo.

 

  • Mantilla: puedes llevar mantilla si la boda es religiosa, aunque debes estar segura de que ese estilo no contradice el estilo general de la boda. Hay opiniones encontradas al respecto. De hecho, hay quien dice que sólo se puede llevar mantilla si el novio lleva chaqué.

 

  • Pamela: se puede llevar, pero sólo para bodas de día, y deberás llevarla con vestidos cortos para boda, nunca con vestidos largos.

 

  • Los guantes: son accesorios muy elegantes, y adecuados, siempre que se adapten a tu estilo de vestido. Si optas por ellos, recuerda que la manera correcta de saludar es quitándote el guante de la mano derecha y sujetarlo junto con el bolso con la mano izquierda.

 

  • Joyas: deben ser, al igual que el tocado, joyas discretas. Si son pequeñas, mucho mejor.

 

  • El peinado: dependerá bastante del tipo de vestido, tocado y escote que lleves, pero los moños bajos son en principio los más adecuado.

 

  • Zapatos: lo mejor es que sean unos zapatos elegantes, de tacón pero no muy alto, y es conveniente que no sea un tacón de aguja.

 

  • Maquillaje: deberá ser muy natural, de manera que pase desapercibido.

 

  • El bolso: como para cualquier otra invitada, el bolso de una madrina deberá ser pequeño y muy discreto.

 

  • Hablar con la madre de la novia es importante. En principio, es la madre de la novia la que debe elegir primero el vestido y después comunicárselo a la madre del novio para que no coincidan en color ni estilo, pero si no lo hace, siempre te puedes poner tú en contacto con ella.

 

  • La madrina no debe eclipsar a la novia, bajo ningún concepto, pero es un invitado muy especial, por lo que deberá ir vestida acorde con la situación.

 

  • Sonríe mientras estés recorriendo el pasillo del brazo de tu hijo, ya que en este momento todas las miradas estarán fijas en vosotros.

 

Y por último, aunque sin duda alguna el consejo más importante: sé tú misma. Elige el vestido para boda con el que te encuentres a gusto y que te permita disfrutar de uno de los momentos más importantes de la vida de tu hijo.

Si sigues todos estos consejos, conseguirás ser la madrina perfecta y hacer que este día sea inolvidable para ti y para todos.

Comparte este artículo

¡Sé la primera en comentar este artículo!

Deja un comentario

Comentario


btt